domingo, 13 de julio de 2014

De domingo




Hoy a esos de las once de la mañana entraba con Rene en Afife. Mi último baño había sido el lunes por la tarde y con el bañador como única indumentaria. Aquí no sobraba el 3/4 y por momentos incluso añore los escarpines. Sesión de casi dos horas en la que apenas paramos de pelear con una corriente que era bastante fuerte. Excepto una buena derecha poco más que destacar, he sentido la falta de baños y me he notado bastante lento. Así a todo la visita valió la pena, agradable charla para el camino y muy buena compañía en el agua. Cada vez estoy más convencido de que con amigos se disfruta más.

No hay comentarios:

Publicar un comentario